Sobre el río Bermejo, en el norte del Chaco, Cabaña La Leonor cobija en sus montes los planteles y rodeos especialmente adaptadosa la ganadería tropical y subtropical, teniendo un puntal en la raza Brangus con sus distintos porcentajes de sangre Cebú, creada para extenderse a las áreas adyacentes de Bolivia, Paraguay, el Cerrado de Brasil y la Cuenca Amazónica.

A más de un siglo de su fundación, en 1904, las majestuosas abras de La Leonor continúan con su mirada firme hacia al progreso y el futuro de nuestra ganadería, reflejando el fecundo trabajo que hicieron de aquellas inhóspitas tierras, lo que hoy es una de las estancias ganaderas más pujantes de nuestro país.

sotoA fines de la década del ’50 se incorporó el ganado Cebú, formándose el 1/2 sangre Brangus, primer y fundamental paso en la búsqueda de animales más aptos para el clima y suelo del lugar. Comenzaron así a forjarse los sólidos pilares de mejoramiento que hoy ofrece La Leonor: madres con la rusticidad del índico y novillos con la calidad del británico, modificando significativamente el potencial genético y productivo del norte argentino.

Sergio R. Soto, Administrador

la-leonor1

Todo comenzó con hacienda criolla de la zona, portadora de una selección natural de más de 300 años, mestizándose más adelante con el Angus proveniente de Las Lilas, hasta formar con el transcurso de las generaciones los planteles “mochos negros” adaptados al Chaco.

A principio de los ’70 comenzó la génesis del Brangus Toba, con 5⁄8 partes de sangre Cebú, nacido y criado en el propio Chaco, zona de monte y garrapata.

Creado y desarrollado por La Leonor, el Brangus Toba es un compuesto de alta complejidad genética y fuerte impacto productivo en zonas marginales, capitalizando en su justo equilibrio la retención de heterosis y la complementariedad racial entre Bos indicus y Bos taurus. Estabilizado por varias generaciones, La Leonor continúa ampliando su germoplasma como aporte fundamental para las cada vez más extensas ganaderías de los trópicos.

Los planteles Brahman, producto de varias generaciones de adaptación al medio, fueron transcendentales en la constitución cebuina del Brangus, tanto en sus variedades 5⁄8 como 3⁄8 de sangre, llegando a ser en la actualidad una cabaña de Brahman puro con sólida arquitectura de líneas abiertas y de alta productividad.

Los mejores padres Brahman fueron posteriormente integrados a nuestras madres Hereford más destacadas, para la creación fundacional del Braford, otro producto de La Leonor ampliamente reconocido por su impronta racial, fertilidad y sobresalientes características carniceras.

La rigurosa selección genética aplicada por más de 80 años sobre estos planteles, nos permite producir extensivamente reproductores fértiles, precoces y rústicos, adaptados a las condiciones extremas que imponen los trópicos y subtrópicos de las Américas y del resto del mundo.


sello-cierre

Para las futuras generaciones

La Leonor protege la Reserva Natural privada más grande del país, con la importante misión de preservar el monte y la fauna chaqueña para las futuras generaciones del planeta. En ella conviven libremente innumerables especies arbóreas nativas y animales autóctonos, expresándose la naturaleza en todo su esplendor. Mediante una disposición provincial firmada con la Subsecretaría de Recursos Naturales, fue declarada oficialmente, desde 1986, Área de Reserva Especialmente Protegida por la Dirección de Fauna, Parques y Ecología de la provincia del Chaco.

leonor-foto1b